Último momento

 

Leer en

El tequila manda: 6 marcas que deberías probar

Es la bebida más conocida y representativa de México y no sólo se toma en los tradicionales chupitos con sal y limón, por su complejidad es ideal beberlo solo y en copa para saborearlo mejor. Aquí, seis marcas importadas que vale la pena probar. 

Es la bebida más conocida y representativa de México y no sólo se toma en los tradicionales chupitos con sal y limón, por su complejidad es ideal beberlo solo y en copa para saborearlo mejor. Aquí, seis marcas importadas que vale la pena probar.
Por Verónica Gurisatti
Especial para ConexiónBrando


Así como los mariachis, las quesadillas y el chocolate forman parte de la cultura mexicana, el tequila representa la bebida alcohólica nacional. Se trata de un licor destilado elaborado a partir del jugo extraído de un cactus llamado agave azul, tiene denominación de origen en cinco estados de la república: Guanajuato, Michoacán, Tamaulipas, Nayarit y por supuesto en todo Jalisco y para llamarse tequila debe tener al menos el 51% de agave aunque los más puros tienen el 100%. Algunos se mezclan con jarabe de maíz o caña de azúcar para agregarle sabor y después de la destilación y la rectificación se clasifican en cinco tipos. 

El blanco se obtiene inmediatamente después de la destilación, es transparente, muy fuerte y considerado el más puro. El joven u oro es un tequila "abocado" al que se le agregó caramelo para darle su color dorado. El reposado es el que reposa por lo menos durante dos meses en barricas de roble o encino y puede ser abocado, es más suave que el blanco y el más consumido. El añejo madura por lo menos un año en roble o encino, es más oscuro que el reposado y sus notas a madera son más pronunciadas. Y el extra añejo madura durante tres años en barricas, puede ser abocado y es el más suave y aromático de todos.  

El mezcal pasa por el mismo proceso que el tequila, lo que cambia es su denominación de origen y las especies de agave que se cosechan, por eso todo mezcal es tequila pero no todo tequila es mezcal. La calidad se logra desde que se planta el agave y se ratifica durante todo el proceso de destilación y como sucede en el mundo del vino, el sabor varía según las diferentes regiones donde se cultiva. Hoy no sólo se toma en los tradicionales chupitos con sal y limón, por su complejidad y diversidad es ideal beberlo solo y en copa para saborearlo mejor. 

Es la bebida más conocida y representativa de México y no sólo se toma en los tradicionales chupitos con sal y limón, por su complejidad es ideal beberlo solo y en copa para saborearlo mejor. Aquí, seis marcas importadas que vale la pena probar.
 

Aquí, seis marcas importadas que vale la pena probar.  

Tequila puro y original de Jalisco, elaborado 100 % con agave azul y uno de los más vendidos del mundo. Incoloro, de aromas intensos con dejos salados y sabor vegetal, es potente, muy persistente y de alta graduación (38%). El proceso de elaboración de este destilado sigue siendo el mismo que creó su fundador hace más de dos siglos y con el tiempo se convirtió en una de las primeras tequileras exportadoras del país (la mayor parte va a Estados Unidos y Sudamérica). Para disfrutarlo mejor, enfriarlo bien y servirlo sólo y sin hielo. Cuesta $129.  

Gusano Rojo

Uno de los mezcales mexicanos más famosos producidos en Oaxaca, al sur de México, y el más puro y artesanal destilado del agave espadín 100%. Es joven, de color ámbar, tiene 38% de graduación, aromas intensos y combina sabores ahumados y aterrados y en el interior de la botella conserva un gusano. Se dice que sin el gusano no se podría diferenciar al mezcal del tequila, pero el sabor cambia por completo. El gusano rojo es una fuente de proteína que también se consume tostado y mezclado con chile triturado. Cuesta $140  

Mezcal reposado con gusano originario de Oaxaca, una zona considerada como la "Capital Mundial del Mezcal", tiene Denominación de Origen y se produce 100% con agave. De color ambarino con aromas a madera fina, sabor ahumado y aderezado con gusano. Benevá es una joven empresa fundada hace 15 años y aunque mantiene un espíritu artesanal utiliza en su planta procesadora de mezcal tecnologías de última generación y destina el 90% de la producción anual al mercado internacional (principalmente a Europa y Asia). Cuesta $189.  

Tequila de Guanajuato elaborado 100% con agave azul y reposado durante cuatro meses en tres maderas diferentes: francesa, americana y encino. Transparente, cristalino, con aromas a hierbas, dejos ahumados, potente sabor vegetal y largo final. Tiene 38% de graduación, se produce desde 1755 y hoy en día (más de 200 años después) continúan con los mismos procesos artesanales de producción y como la mayoría de los tequilas, excepto el Corralejo Triple Destilado, mantiene el proceso de doble destilación en alambiques de cobre. Cuesta $360.  

El Patrón Silver es el tequila más joven de la gama Ultra Premium de Patrón, elaborado de manera artesanal 100% con agave azul cultivado en la región de Jalisco desde 1989. Es transparente, con aromas cítricos, vegetales y especiados al final, tiene 40% de graduación, carácter y toda la frescura de la juventud, por eso es ideal para beberlo solo o en cócteles de autor. Además, cada botella es trabajada en forma individual y numerada a mano y se venden en más de 100 países. Cuesta $475.  

Es uno de los tequilas más distinguidos de Jalisco y se elabora desde 1962 a partir del agave azul 100% con el método tradicional y una crianza de 24 meses en barricas de roble (el doble de lo exigido por la legislación mexicana). El añejamiento adicional le aporta un color ámbar profundo con aromas vegetales intensos y un sabor complejo a frutas secas y tostadas con un final suave y cremoso. Por su marcada personalidad es ideal beberlo solo y acompañado con un plato de sal y limón. Cuesta $489.  

Mantenete al tanto de las actualizaciones de ConexiónBrando.com a través de Twitter. Seguinos en @ConexionBrando

Quienes leyeron esta nota, también leyeron:

 
Contacto | Suscribirse | Atención a suscriptores | RSS | SiteIndex